Acción SocialRevista nº7

Autismo Sevilla, una plataforma abierta a todas las personas con autismo y sus familias

De cada cien niños que nacen uno tiene autismo y ello conlleva que un grupo familiar promedio de cuatro miembros, viva las consecuencias de esta discapacidad tan compleja. Mercedes Molina, presidenta de Autismo Sevilla, nos comenta estos datos cuando realizamos la entrevista. Luchadora nata, con un positivismo fuera de cualquier duda, hace posible que lo que ella vivió con el diagnóstico de autismo de su hijo sea más llevadero a las nuevas generaciones que tienen que hacer frente a una discapacidad difícil de llevar.

“Lo más importante es formar a los profesionales que atienden a personas con autismo”, nos dice Mercedes con un convencimiento propio de su experiencia. Desde psicólogos a pedagogos como personal sanitario hay que darle cursos especializados, este es uno de los objetivos primordiales de la asociación. “Imagínate que después de ver comportamientos extraños, pero con posible justificación en un bebé, te dicen a las 18 meses que tu hijo es tiene autismo” -nos comenta Mercedes Molina con una expresión que sabe a ciencia cierta de lo que está hablando–“Es en ese momento donde los profesionales deben actuar con la mayor celeridad posible”. La experiencia es un grado y en la asociación Autismo Sevilla procuran que la primera impresión de los padres cuando acuden a buscar ayuda no sea en el centro, donde se encuentran las instalaciones con las personas con autismo y personal cualificado, sino que los reciben en unas oficinas que tienen en otro lugar de la ciudad y desde allí se va preparando a la familia para que vaya asumiendo el gran reto que tiene por delante.

“Una parte importante y por la que también estamos luchando es por dar un servicio de ocio y tiempo libre” nos sigue comentando Mercedes. No todas las familias que tienen un hijo con autismo tienen recursos económicos, por ello la asociación Autismo Sevilla tiene programas específicos para actividades de ocio en inclusión como actividades culturales y deportivas. “Lo que tenemos claro es que el ocio, nuestros niños,” -nos dice Mercedes con unos ojos expresivos que reflejan la verdad que está diciendo- “tienen que dedicarlo a lo que ellos quieren; no a lo que nosotros creemos que ellos quieren, sino a lo que de verdad les gusta a ellos y no a los padres”.

También desarrollan un programa que se llama “servicio de respiro familiar”, donde para descargar a las familias se programan campamentos de verano en los que ayudan desinteresadamente más de 100 voluntarios.

Es muy importante para esta asociación la inclusión en la sociedad de las personas con autismo, por este motivo, están en contacto con empresas que admitan en su plantilla a personas con autismo que estén preparadas. En estos momentos hay varias empresas que cuentan con personal con TEA, como es Wellness Telecom que tiene en la recepción a Eduardo González. Para Eduardo, “lo mejor del trabajo es el compañerismo”. Mientras asevera que “la sociedad pone etiquetas sin saber de lo que está hablando”.

Igualmente, Elena Hall, con dos licenciaturas, dos máster y más de cinco idiomas, también ha trabajado en la Exposición ‘La estela de Murillo en Sevilla’, demostrando que algunos puestos de una empresa pueden ser ocupados por personas con autismo. “Claro, para mantener todo esto se necesita dinero, pues a los profesionales hay que pagarles, las instalaciones hay que mantenerlas y además tenemos que ampliarlas y mejorarlas” con estas palabras nos lleva Mercedes a invocar lo primordial de una asociación de ayuda social, que no es otra cosa que adquirir recursos económicos. Siempre agradeciendo hasta lo mínimo de lo que se recibe, nos hace llegar la satisfacción de la asociación por la colaboración de la Fundación Cajasol para que puedan seguir creciendo, como el espacio de recreo que pudieron edificar gracias a Fundación Cajasol. Para conseguir recursos, celebran una gran gala anual, en la que, un año más, la Fundación Cajasol será el principal colaborador.

En la última Gala de los Premios Goya a casi todos nos emocionó el discurso que el actor Jesús Vidal ofreció después de recibir el premio por la película ‘Campeones’, durante el cual al dedicarle el premio a sus padres dijo: “A mí sí me gustaría tener un hijo como yo, porque tengo unos padres como vosotros”. Estamos seguros que estas palabras las piensa continuamente el hijo de Mercedes Molina y todos los hijos que son ayudados por esta magnífica asociación que hace tanto bien a nuestra sociedad.

«PARA MANTENER TODO ESTO SE NECESITA DINERO, PUES A LOS PROFESIONALES HAY QUE PAGARLES, LAS INSTALACIONES HAY QUE MANTENERLAS Y ADEMÁS TENEMOS QUE AMPLIARLAS Y MEJORARLAS»

Botón volver arriba

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y ofrecerle información relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de Cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies